Social Network

contacto@bcfmexico.com // (55) 5336 5224
contacto@bcfmexico.com // (55) 5336 5224

Con tus socios… las cuentas claras y el chocolate espeso

cuentas1

Esto va para los nuevos PyMEs y aquellos que tienen en mente comenzar sociedades en el mundo empresarial.

En un negocio como en cualquier etapa importante de nuestra vida, se debe incorporar a la ley. Muchas veces el entusiasmo y optimismo por el establecernos como empresarios nos lleva a poner el enfoque en otras áreas de la organización que son más creativas y divertidas. Sin embargo poner énfasis en el aspecto legal evitará problemas en el futuro de nuestro negocio.

Una sociedad debe asentarse por escrito en un contrato en el cual se describan las funciones y obligaciones de cada parte. Determinar los términos básicos de asociación, funciones, obligaciones así como otros acuerdos más específicos dependiendo el tipo de negocio es sumamente importante.

Independientemente de establecer nexos o sociedades con un familiar o alguna amistad cercana. Si realmente aprecias a esas personas con mayor razón todo debe ser formalizado legalmente con los debidos documentos, un apretón de manos nunca es suficiente en cuestiones empresariales.

Un contrato debidamente escrito y que estipule aspectos clave te dará a ti, a tu socio o socios y a tu negocio una protección legal sólida.

Aunque cada negocio tiene necesidades específicas y no se puede generalizar, un contrato de asociación, debe incluir los siguientes puntos:

La contribución del capital

Este aspecto del contrato debe estipular de forma detallada la aportación económica de cada socio para iniciar el negocio. En este contexto es importante describir cómo se procederá en caso de que dicho capital no fuera suficiente. Siempre se deben contemplar los aspectos negativos para estar preparados en caso de una catástrofe económica. Se debe estipular cuál será la contribución de cada uno de los socios en términos laborales, de tiempo, de clientela, de propiedad. Si serán socios de tiempo completo, de medio tiempo o socios silenciosos.

La toma de decisiones

Uno de los aspectos más importantes en las relaciones empresariales y comerciales es establecer desde un principio una estructura en la toma de decisiones. El determinar quien tendrá la última palabra en operaciones importantes de la organización y quien estará a cargo de tomar decisiones del dia a dia hará que tu negocio marche de forma eficiente. Siempre asegúrate que todas las partes tengan participación en la toma de decisiones y que todo quede por escrito.

Las jerarquías y responsabilidades de cada socio se deben estipular en papel dependiendo del conocimiento o de su capacidad monetaria. Determinar qué persona tendrá el poder y liderazgo para decidir de manera unánime y sin causar conflicto en otras áreas, facilitará el flujo de comunicación en la empresa y evitará conflictos a largo plazo.

Disolución de contrato

Piensa en el futuro, cuando estableces un negocio ya sea con tu pareja, familiares o amigos debes de pensar fríamente que nada es para siempre y aunque las cosas en tu negocio tengan un buen comienzo nadie te garantiza que con los años eso vaya a cambiar. Como dueño de un negocio debes de prever este tipo de situaciones.

Piensa en estrategias de salida, qué pasos seguirás en casos de conflicto con los socios, desacuerdos y rompimiento de relaciones empresariales. Incluye cláusulas en el contrato que te protejan en cuestiones referentes a jubilación de tus socios, actos de traición y apropiación de clientela derivada de tu negocio y el posible establecimiento de una empresa similar a la tuya.

Muerte o discapacidad

Nadie tiene la vida comprada y aunque uno sea joven y goce de una excelente salud debes tomar precauciones y estar preparado en caso de que se presentara una situación de muerte o incapacidad en tu empresa, ya sea por tu parte o por la de las personas con las que te hayas asociado. Seguros de vida, fideicomisos y testamentos, todos estos documentos entran en juego. En vida, un empresario debe de pensar en quién será un adecuado y apto reemplazo en la empresa, que persona de confianza tomará decisiones en su nombre, quién heredará sus acciones, etc.

En sus cinco sentidos un empresario debe tomar todas estas decisiones e incluir un plan a seguir en caso de que uno de sus socios corra con la misma suerte. Esto garantizará la seguridad de la empresa, beneficiarios y evitará controversias en el futuro.

Salarios / Distribuciones

La forma en que los socios recuperarán su inversión, a que plazo y bajo qué condiciones éstos podrán retirar dinero de la empresa. Cómo será asignado el dinero entre los propietarios así como el establecer cuestiones salariales. Cómo serán distribuidas las ganancias y utilidades. En caso de que la empresa contemple expansión en grandes dimensiones, se deberá tener especial cautela en términos de distribución de capital.

Para evitar controversias y proteger los intereses comerciales de los socios, las disposiciones de un contrato deben estar claramente definidas.

Por lo general los acuerdos de negociación son lentos y complicados. El escribir y firmar un contrato en forma precipitada puede dar lugar a errores u omisiones que pueden resultar en costosos litigios. Se específico y toma el tiempo que sea necesario para escribir o leer un contrato.

Errores de puntuación y el uso de un vocabulario equivocado puede cambiar por completo el significado de lo establecido en un contrato. Verifica que el contrato refleje claramente las intenciones de las partes involucradas. El arduo, adecuado y detallado trabajo administrativo que se lleva a cabo cuando se establecen sociedades, te ahorrará dolores de cabeza y batallas legales.

Recuerda que como dice el refrán: Las cuentas claras y el chocolate espeso.

Por Karla Murphy
Directora de Comunicación
Business Coaching Firm
Aceleradora de Empresas reconocida por el INADEM –SE

[like]